10.8 C
Buenos Aires
10.8 C
Buenos Aires

El líder de los parásitos de La Cámpora, Máximo Kirchner fue el único diputado ausente en la apertura de sesiones ordinarias

COMPARTIR

El hijo de la vicepresidente condenada por corrupción, Cristina Kirchner no estuvo presente en la apertura de sesiones ordinarias al igual que en 2022 y mantiene su distancia con Alberto Fernández.

El líder de los parásitos de La Cámpora, Máximo Kirchner, fue el único diputado que no estuvo presente en una nueva apertura del período de sesiones ordinarias ante la Asamblea Legislativa. Ayer el legislador participó en la sesión extraordinaria de la Cámara baja donde se aprobó la moratoria previsional para la jubilación de 800 mil personas.

Máximo Kirchner

Máximo Kirchner se ausentó en la apertura de sesiones ordinarias.

Como es de público conocimiento, la relación entre Alberto Fernández y Máximo Kirchner está prácticamente quebrada desde hace ya un tiempo. La última vez que ambos se vieron las caras fue en la mesa nacional del Frente de Todos en la sede del Partido Justicialista para establecer una estrategia política en vistas hacia las elecciones de 2023.

Asimismo, el diputado ya se había ausentado en la apertura de sesiones de 2022. Lo más llamativo fue que Kirchner ayer tuvo un rol protagónico en la aprobación del proyecto de moratoria previsional. “Es verdad que esta ley no es suficiente, pero hoy va a faltar menos que ayer para todas esas familias. La construcción de una sociedad más justa es esto”, dijo el líder de La Cámpora.

El ausentismo de Máximo no fue el único si nos referimos a lo ocurrido en las inmediaciones del Congreso, donde apenas hubo una mínima movilización de militantes de algunas organizaciones social y municipios del Conurbano.

MAS NOTICIAS